Los peligros del SÍ fácil

El sí fácil atrasa la maduración de nuestros hijos…

Algunos expertos sostienen que la adicción a los videojuegos es una forma de ludopatía “grave y autodestructiva”. En España, los diferentes estudios realizados en torno al juego patológico revelan que la incidencia del mismo en edades inferiores a los 18 años es muy elevada.

El Diario The Sun sacó en su portada la muerte de un joven de veinte años por una trombosis provocada por jugar demasiadas horas a la consola. El joven falleció en mayo, pero su historia trasciende ahora y el padre no culpa a los videojuegos en sí mismos, pero sí pide a los padres que supervisen a sus hijos y no les den demasiadas libertades para jugar ya que eso podría traer como consecuencia hechos tan lamentables como lo ocurrido a su hijo.

LOS EFECTOS DE LA IMPULSIVIDAD

Roberto es un niño de 13 años,  es alegre, juguetón, gusta de vivir intensamente las emociones. Roberto  siente una gran necesidad de hacer siempre lo que quiere, en el momento que lo desea, y cuando desea algo lo siente con una gran intensidad, lo que hace que muchas veces no medie en él la razón y el pensamiento.

Cuando Roberto quiere jugar con videojuegos,  quiere ganar y  quiere lograrlo sin tener límites de hora, cada juego aumenta su deseo de jugar y de ganar, si en ese momento es hora de comer, de dormir o de hacer tareas, estas obligaciones pasan a segundo plano.

En la pareja de padres hay dos posturas frente a estas conductas que hemos ayudado a identificar en las sesiones con Roberto y con sus padres.  Por un lado su padre desea que Roberto se comporte de una manera calmada y reflexiva y esto no es logrado por su hijo lo que genera en él un sentimiento de frustración. Mientras que la madre identifica en su hijo una dificultad y opta por compadecerse de él, porque cree que es un problema del cual Roberto no tiene la culpa y esto genera en ella sentimientos de compasión, sobre protección y  además tolerancia a sus conductas. Ambas reacciones emocionales son inadecuadas para mejorar el problema de impulsividad de Roberto.

El padre de Roberto le pedía  que deje de ser agresivo  a gritos y además con golpes, para que ‘comprenda’ pero obviamente no obtenía buenos resultados ya que esto no es EDUCAR. Se le explicó al padre de Roberto que educar es que le muestre a su hijo cómo manejar sus emociones exageradas, llevándolo a la reflexión refirió Jaime Kusnier, Especialista en Educación y Director de Aletheia Internacional.

Asimismo Kusnier manifestó que “trascurridas las sesiones con Roberto, aprendió un lenguaje muy importante: La definición de respeto, correcto y sobretodo pertinente. Roberto los aprendió aplicándolos a su vida diaria y contestando él las interrogantes que se le hacía, es decir aprendió a pensar sobre sus acciones”.

Con la madre de Roberto se trabajó bajo las premisas de que la compasión es un afecto no pertinente  ante las actitudes impulsivas de un hijo porque no lo lleva a pensar y recordemos que lo más importante para estos niños es aprender a pensar antes de actuar. Ella aprendió a decirle NO, no a las actitudes que hacen que otras personas lo rechacen y le hagan sentir que no lo quieren refiere el Especialista en Educación, Jaime Kusnier.

***

Acerca de Aletheia…

Aletheia, Instituto Psicopedagógico y creador del Programa de Activación del Rendimiento Académico y Emocional, atiende a alumnos en edad escolar y universitaria con problemas de aprendizaje, problemas académicos y emocionales, basados en el trabajo conjunto entre el alumno, su familia y su escuela.

Nuestra especialización en Psicopedagogía, Neuropedagogía y activación, nos permite brindar a los alumnos y sus familias, un proceso personalizado y alimentado de herramientas internacionalmente comprobadas y exclusivas de nuestro centro que les brindará la solución  a las dificultades académicas y emocionales que presenten y/o prevenirlas.

Con la Activación del Rendimiento Estudiantil, el objetivo más importante, es  lograr la creación de la propia identidad de los alumnos, fortificada por la seguridad de que lo que estudian, lo aprenden, lo demuestran, lo disfrutan, lo comparten.

Gracias a nuestro Programa de Activación Académica y Emocional, el alumno:

  1. Se sentirá motivado a realizar sus tareas escolares.
  2. Aprenderá a pensar y razonar. Comprendiendo mejor lo que le enseñan.
  3. Adoptará una mejor actitud hacia los estudios.
  4. Aprenderá a no frustrarse y vencerá los obstáculos con mejor ánimo.
  5. Fortalecerá sus emociones y desarrollará más su inteligencia emocional.
  6. Aprenderá a estudiar solo. Sin padres y sin tutores.
  7. Logrará una mejor comunicación y relación con sus padres y hermanos.

Aletheia es, a la vez, representante del Método Solisten de Tomatis en el Perú. Método especialmente dedicado a la atención de niños o adolescentes con Autismo, Síndrome de Asperger y TDAH.

Lo invitamos a separar una CONSULTA GRATUITA con nuestro Especialista en Psicopedagogía y Neuropedagogo, Jaime Kusnier, llamando al (01) 271-3612.

Lo esperamos!

Previous Post
Next Post

Leave a Reply